Querido 2021: te regalo confianza.

Te regalo confianza, para que te animes y generes, para que logres y disfrutes.

Te regalo confianza, para que la uses como recurso cada vez que quieras mejorar relaciones y lograr resultados.

Soy Antonella Russo, Coach Ontológico. Me apasiona conversar con emprendedores y hacer preguntas que inviten a distinguir posibilidades en lugar de limitaciones.

Por eso, en esta edición de la Guía Argentina de Marcas y Franquicias, te quiero preguntar:

Si confiaras…

¿Qué tipo de emprendedor/a o franquiciado/a podrías estar siendo?

¿Qué inversión podrías estar haciendo?

¿Qué resultados podrías estar logrando?

Desde la mirada del Coaching Ontológico, la confianza es un juicio de valor. Una interpretación que hacemos los seres humanos, sobre nosotros y los otros. Confiamos cuando creemos que cumpliremos nuestra palabra, confiamos cuando creemos que los demás cumplirán lo prometido.

Consideramos la confianza como la base de las relaciones, de los compromisos que asumimos, de las acciones que tomamos para alcanzar un resultado.

En muchas ocasiones, no emprendemos porque nos falta confianza en nosotros mismos y/o en el entorno. Porque necesitamos certezas y la incertidumbre nos asusta. Muchas veces, usamos la falta de confianza como excusa para quedarnos en nuestra zona de confort. Nos quedamos cómodos en nuestra incomodidad.

Ahora bien, ¿qué podemos hacer cuando queremos confiar, accionar, o concretar objetivos?

Te propongo pensar el “juicio de la confianza”, como una silla en la que cada una de sus patas, está sostenida por 4 componentes:

  • Sinceridad: coherencia entre las conversaciones privadas y públicas. ¿Me gusta el rubro que estoy analizando o lo considero solamente por un tema económico?
  • Competencia: capacidad/habilidad técnica para hacer. ¿Tengo la habilidad para desarrollar esa actividad? ¿Necesito capacitarme?
  • Confiabilidad: cumplir con la palabra y con los compromisos. ¿Estoy dispuesto a hacer lo pautado por la marca?
  • Involucramiento: estar cien por ciento presente en lo que emprendamos. ¿Estoy dispuesto a trabajar X cantidad de días para que el negocio funcione?

Al identificar qué componente de la confianza nos está faltando o que componente está flojo, podemos distinguir sobre qué juicio de valor trabajar en pos de mejorar la confianza y por ende, la relación que queramos.

La confianza permite generar posibilidades, hacer planes, y crear futuro. También implica soltar certezas, ya que nadie puede asegurar lo que va a suceder.

La buena noticia es que, por medio del sistema de franquicias, se puede recorrer el camino de la incertidumbre estando acompañado.

Tal como expresa Gonzalo Otalora en su libro digital “Reinventate con Franquicias: secretos para elegir un socio ideal”, las franquicias funcionan como una escuela de emprendedores que te brinda un espacio para tomar confianza. Implica emprender de la mano de personas experimentadas que quieren que te vaya bien.

Dicen que sólo se puede llegar más rápido, pero que juntos y en equipo, se llega bien lejos.  Y ser parte de una franquicia, es ser parte de una comunidad.

Cariños y confianza para el 2021.

Soy en tanto somos.

Antonella Russo
Licenciada en Relaciones Públicas
Coach Ontológico
@antorusso_coach

 

Nota publicada en la 5ta edición de Plata de la Guía Argentina de Franquicias - Anuario 2021.

Fuente: www.gaf-franquicias.com

22 de Enero de 2021